Pterois volitans

Nombre científico: Pterois volitans
Nombre común en inglés: Volitans lionfish, black lionfish, red firefish
Nombre común en español: Pez león volitans, pez león rojo


Familia: Scorpaenidae
Origen: Indo Pacífico

Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025  
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades:
El Pterois volitans es el pez león más común en el acuarismo. También es el más grande, pues de adulto llega a medir más de 17”. Arriba de los ojos y debajo de la boca tiene unos curiosos tentáculos carnosos que parecen pobladas cejas y bigotes

La aleta pectoral tiene una característica forma de abanico, y posee de 14 a 16 espinas dorsales, largas y separadas que son venenosas, y la picadura que estas pueden producir es extremadamente dolorosa. Su piel está bellamente decorada con líneas alternadas que pueden ser rojo, marrón o café. Estos colores, como siempre ocurre en la naturaleza, son una señal de aviso, una advertencia que dice “Cuidado, aléjate de mí, soy venenoso”.

No es un pez fácil de mantener, pues únicamente acepta alimento vivo como camarones, cangrejos y peces pequeños que no sean de agua dulce, y se alimenta solamente durante la noche. Usa sus aletas pectorales para acorralar a sus presas, las pica con sus espinas dorsales y se la traga rápidamente. Es sumamente territorial, agresivo y de hábitos nocturnos. Durante el permanece completamente inactivo, escondido en huecos y recovecos del arrecife.

Debido a su carácter agresivo y territorial, no puede ser mantenido en un tanque comunitario pues invariablemente acabará devorando todo aquello que le quepa en la boca, sean peces o crustáceos. También debe tenerse muchísimo cuidado al manejar a este pez o al darle mantenimiento al acuario, pues es un pez venenoso. Necesita una excelente filtración mecánica, biológica y un gran skimmer que funcione perfectamente, pues producen muchos desechos. Como no tienen buenos modales al comer, contaminan mucho el agua del acuario.
También necesitan un acuario de al menos 250 litros por ejemplar, debido al tamaño que llegan a alcanzar de adultos.

Las espinas dorsales de este pez son muy venenosas. En la base de cada una de ellas hay una glándula productora de neurotoxinas. Cada una de estas espinas es hueca y puntiaguda como la aguja de una jeringa hipodérmica. La picadura producida por ellas puede ser tratada calentando la parte afectada y aplicando cortico esteroides. Si no es muy severa, también puede ayudar dejar correr agua caliente sobre la parte afectada durante 15 minutos o más. Se sabe que las molestias producidas por la picadura de este pez pueden durar varios dias.

Viabilidad en cautiverio

Fuentes del artículo:
The sea, Itsnature y Wikipedia.

Colaboración de:
Jessica Romero Saldivar (AtOmIcFaRt)